11.7 C
San Luis
miércoles, agosto 4, 2021
InicioInternacionalEl misterio de los pies manchados por la playa

El misterio de los pies manchados por la playa

Decenas de personas de Maine y New Hampshire se quejaron de que la arena había ennegrecido las plantas de sus pies.

Jenny Greenleaf se alegró de que por fin hiciera suficiente calor para andar descalza cuando ella y su marido dieron su habitual paseo por la playa de York, en el sur de Maine, esta semana.

Pero cuando volvieron a sus sillas de playa y empezaron a quitarse la arena de los pies, se dieron cuenta de que sus plantas, normalmente claras,  eran de un negro intenso.

“Nunca había visto algo así”, dijo Greenleaf, diseñador de libros y artista.

Se sospecha que un pigmento presente en el cuerpo de los insectos mancha los pies de las personas que pasean por las playas de Nueva Inglaterra. Foto Linda Stathoplos vía The New York Times.

“Era casi como si hubiera caminado sobre carbón”.

En casa se ducharon y se restregaron los pies, pero la mancha, que no era ni resbaladiza ni grasienta, sólo salía en parte.

A lo largo de la costa sur de Maine, así como en el vecino New Hampshire, muchas otras personas también luchaban por eliminar las manchas oscuras de sus pies.

Moscas negras del kelp vistas al microscopio.. Foto Departamento de Protección Medioambiental de Maine, Programa de Playas Saludables de Maine vía The New York Times.

“Todavía no me lo puedo quitar”, dijo Kyra O’Donnell, que tiene los pies negros desde que visitó el domingo la playa de Great Island Common, en New Hampshire, a unas 14 millas al sur de la playa de York.

Robin Cogger, directora de parques y actividades recreativas de la ciudad de York, dijo que había recibido unas 100 llamadas y correos electrónicos sobre pies manchados esta semana. Informes similares en las redes sociales llegaron desde tan al sur como Gloucester, Massachusetts, y tan al norte como Wells, Maine, un tramo de más de 70 millas.

El pie de Kyra O’Donnell, manchado después de caminar por las playas de Nueva Inglaterra. Foto Kyra O’Donnell vía The New York Times.

Las teorías abundan. Las algas y el petróleo eran las más comunes.

“En Hawái, la arena puede volverse negra por el gas volcánico, pero en Maine no hay volcanes, así que probablemente sea algo asqueroso“, escribió un hombre en un grupo local de Facebook.

Greenleaf tenía una teoría marginal, de la que incluso su propio marido se burlaba, que implicaba un submarino que había visto en la zona.

“Tal vez ese submarino expulsó una nube de mugre”, dijo.

El miércoles, Jim Britt, portavoz del Departamento de Agricultura, Conservación y Silvicultura de Maine, ofreció la respuesta más probable: Millones de diminutas moscas negras del alga que se alimentan de algas en descomposición parecían haber muerto en un tramo de playa.

“No se sabe por qué”, dijo.

“La naturaleza hace cosas locas. Este podría ser uno de esos casos”.

Los cadáveres de los insectos, que parecían haber sido arrastrados a la orilla, contienen un pigmento natural, dijo.

Se está tratando de identificar el tipo concreto de mosca de las algas, lo que también debería ayudar a responder de dónde proceden.

En cualquier caso, pisarlas no supone ningún problema para la salud, dijo Britt.

No pudo responder si sería malo que los perros las comieran, una pregunta que algunos se hicieron en las redes sociales.

Linda Stathoplos, una oceanógrafa jubilada de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica, hizo su propio examen informal de la arena de la playa de Wells, en el sur de Maine, el martes, recogiendo una muestra y mirándola al microscopio.

“Había toneladas y toneladas de bichos pequeños, del tamaño de la punta de un alfiler”, dijo.

Algunos tenían dos alas. Otros tenían cuatro.

“Definitivamente estaban todos muertos”.

No recordaba haber oído hablar nunca de un “evento de mortalidad” masiva de moscas similar.

Tampoco pudo Joseph Kelley, geólogo marino de la Universidad de Maine.

“He trabajado en la geología de las playas durante 40 años en la costa de Maine y nunca he visto nada parecido (ni he oído hablar de ello en otros lugares)”, dijo en un correo electrónico.

En Facebook, los veraneantes de la playa con los pies manchados enumeraron todas las formas en que habían intentado quitar la mancha.

Ni el jabón para platos ni las toallitas para bebés tuvieron mucho éxito.

Greenleaf descubrió por casualidad una solución para limpiar los pies durante un paseo posterior.

Ella y su marido habían vuelto a la playa después de una lluvia para buscar pistas.

Aunque la búsqueda fue infructuosa, al final del paseo la arena y las piedras habían limpiado las manchas.

“Nuestros pies estaban impecables”, dijo.

RELATED ARTICLES

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -
Google search engine

Most Popular

Recent Comments

La red San Luis