15.2 C
San Luis
domingo, septiembre 26, 2021
InicioSociedadUbicaron la casa en la que nació María Elena Walsh: qué harán...

Ubicaron la casa en la que nació María Elena Walsh: qué harán para rescatarla del olvido

Está en Morón y estuvo deshabitada por años. En el patio tiene un jacarandá, ícono de sus canciones infantiles.

Los recuerdos de la infancia de muchas generaciones tienen como banda sonora la canción de una curiosa tortuga que vivía en Pehuajó, pero un día se marchó, o la de un reino del revés donde nada el pájaro y vuela el pez. Y aunque pasan los años, aún se preguntan lo que hizo el famoso Mono Liso y, hoy más que nunca, esperan que todas las brujerías del brujito de Gulugú se curen con “la vacú, con la vacuna, luna luna lu”.

María Elena Walsh es la poetisa detrás de éstas e innumerables canciones populares que acompañaron y acompañan la infancia de los argentinos.

En homenaje a esta mujer, ícono de la cultura nacional, el Municipio de Morón, junto con Provincia y Nación, está trabajando en la recuperación de la casa de la infancia en Villa Sarmiento para dedicar este espacio a la cultura. Además, están buscando a vecinos que vivieron allí en esa época para reconstruir la historia de sus primeros años de vida.

El chalet de la calle Tres de Febrero al 500, en la localidad de Villa Sarmiento, donde María Elena Walsh vivió con sus padres hasta los dos o tres años.

El chalet de la calle Tres de Febrero al 500, en la localidad de Villa Sarmiento, donde María Elena Walsh vivió con sus padres hasta los dos o tres años.

La casa tiene alrededor de 500 m2 de terreno y 177 m2 ocupados por la edificación actual. Está ubicada en la calle Tres de Febrero 547 que, al momento en que vivió allí Walsh, se llamaba Camino Caseros.

“Sabemos que la familia vivía allí cuando ella nació, tenemos la partida de nacimiento, pero estamos investigando para saber a qué edad se fue a la casa de Ramos Mejía donde vivió luego, que es a unas cuadras de ésta”, contaron desde la Comuna.

María Elena Walsh, ícono de la cultura argentina

María Elena Walsh, ícono de la cultura argentina

“Supimos de la existencia de esta casa y el intendente Lucas Ghi lo comentó con Sara Fucio, la última pareja de María Elena y quien está a cargo de su fundación. Ella le contó que María Elena le había referido sobre la casa y le había mostrado dónde había nacido”, explicaron desde el Municipio de Morón.

Es allí cuando se pusieron en contacto con el Ministerio de Cultura de Nación y consiguieron que el Estado Nacional adquiera el inmueble, tasado en 193 mil dólares, y lo cediera al Municipio.

La casa está deteriorada porque hace años permanece deshabitada.

La casa está deteriorada porque hace años permanece deshabitada.

Según Facio, Walsh pasó los dos o tres primeros años de su vida allí, junto a sus padres, su hermana mayor y sus cuatro hermanastros -por parte del padre-, que visitaban la casa. “María Elena tenía un recuerdo feliz de los años de su infancia“, aseguró.

La vivienda estaba en manos de personas que la habían comprado hacía ya muchos años y llevaba años deshabitada, razón por la cual se encuentra muy deteriorada.

En la partida de nacimiento de María Elena Walsh consta que vivió en la casa de la actual calle Tres de Febrero, antiguamente Camino de Caseros.

En la partida de nacimiento de María Elena Walsh consta que vivió en la casa de la actual calle Tres de Febrero, antiguamente Camino de Caseros.

Junto con el análisis de las refacciones edilicias necesarias, actualmente están viendo las propuestas que podrían desarrollarse en el lugar, ya que el objetivo es que sea un espacio en el que los vecinos puedan desarrollar actividades culturales.

El trabajo se está haciendo en conjunto entre el Municipio, el Ministerio de Cultura de la Nación, el Ministerio de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica de la Provincia de Buenos Aires y la Fundación María Elena Walsh.

Si bien aún están en la etapa de análisis y propuesta de ideas, el consenso es que “va a ser un espacio en homenaje a ella y en reivindicación del lugar de la mujer en la sociedad”, que es uno de los estandartes que levantaba María Elena, autoproclamada feminista, y tema que desarrolló en sus textos y discursos.

Además de restaurarla, adecuarán los espacios para poder dedicarlos a eventos y actividades culturales.

Además de restaurarla, adecuarán los espacios para poder dedicarlos a eventos y actividades culturales.

Además de destacar su obra literaria y rol social, el espacio estará pensado para que puedan disfrutar allí los jóvenes y niños, principales destinatarios de su obra.

“Será un espacio cultural activo, participativo y lúdico, no simplemente un museo de antigüedades. Pensamos en organizar ciclos de charlas y conciertos donde María Elena sea el disparador de esa producción cultural”, adelantaron desde la Comuna.

Para el proyecto arquitectónico ya hay un compromiso de financiación por parte del Estado Nacional y posibilidades de que también la Provincia brinde su aporte. Esperan que esté listo para el 2022.

“Estamos muy contentos y orgullosos con esta adquisición que nos permitirá darle a la casa, donde vivió una de las figuras más importantes de nuestra cultura, el valor que se merece y convertirla en un espacio cultural abierto a toda la comunidad. Acá seguramente vamos a poder recrear los maravillosos universos de María Elena, tan únicos e irrepetibles”, afirmó Tristán Bauer, ministro de Cultura de la Nación.

El jacarandá suele teñir de violeta el patio de la casa que el Estado compró para convertir en un espacio cultural.

El jacarandá suele teñir de violeta el patio de la casa que el Estado compró para convertir en un espacio cultural.

La idea no es restaurarla a como estaba cuando vivía ella porque no se tienen registros certeros de esto ya que pasaron muchos años y vivieron allí otras personas, pero sí se buscará reacondicionarla, ampliar el lugar y locaciones para que puedan hacerse actividades y generarse los espacios lúdicos.

El centro neurálgico de la casa será un gran jacarandá que hay en el patio y que recuerda la canción de la cantautora que habla de este árbol: “Al este y al oeste, llueve y lloverá, una flor y otra flor celeste del jacarandá…”.

Luego de los primeros años de infancia vividos en esta casa, la familia Walsh se mudó a Ramos Mejía, donde la cantautora transitó el resto de su niñez y adolescencia. El hecho de que se la asocie principalmente con esta localidad es que ésta apareció en alguna de sus canciones y también porque vivía allí cuando su nombre empezó a resonar a muy temprana edad.

“No nos queremos apoderar de María Elena Walsh y decir que era moronense. Sabemos que es una figura que atraviesa el territorio nacional y la región, con una gran influencia y transgeneracional”, destacaron desde el Municipio.

RELATED ARTICLES
- Advertisment -
Google search engine

Most Popular

Recent Comments

La red San Luis